miércoles, 15 de abril de 2009


Cerrar los ojos,
Morder fuerte
Diente contra diente
Y desaparecer….

Olvidar que la vida
Se vuelve difícil sin ti
Que es un laberinto
Del que sólo,
Sólo salir de tu mano
Sería la solución…

Mirarte a los ojos
Preguntarte por qué
No puedo mirar a otro lado
Y no sentir tu piel

Por qué hoy han cambiado
Aquellos cuentos
Que aquel día me contabas

Por qué no sé mirar
Allá donde no estés
Por qué no puedo
Verte en este amanecer


Y afrontar,
Que la vida
Es perra y asquerosa,
Y hoy nos toca vivirla.

Que mañana
Dará la vuelta a la tortilla
Y quién sabe,
Tal vez una maravilla
Me encuentre al pasar
Entre tu mirada y la mía
En el gran ojo del huracán
Envolviendo la ciudad,
Que nos vio crecer.




Foto: desde el coche, Puerto Pajares.

2 comentarios:

May dijo...

me alegra volver a leerte.
1 saludo!

Ladrón de Guevara dijo...

Bonito poema esperanzado, quien sabe si vuelve la vida como una espiral, o se aleja con un simple "encantado de haber coincidido".

Un saludo